Modernizar las Aplicaciones

La forma de ser pertinentes, para la velocidad que requiere el negocio
Modernizar las Aplicaciones

«El cliente interno actual, es muy diferente al de hace 10 años. Está cada vez más conectado y atento a las exigencias del mercado, persiguiendo una sola premisa: agilidad y productividad en una misma solución»

Actualmente se habla mucho de las aplicaciones legadas (legacy), es decir de aquellas que tienen mayor antigüedad en la Compañía, y que a su vez, fueron gran parte de las inversiones realizadas por las áreas de TI. Dichas aplicaciones, fueron en su momento, desarrollos muy a la medida de las necesidades del cliente final, con el fin de apoyarlo en el logro de sus objetivos estratégicos de negocio.

Muchas de estas aplicaciones fueron diseñadas y desarrolladas en modelos, lenguajes y plataformas que hoy en día, están lejos de permitir atender a la velocidad y el costo-beneficio apropiado, las necesidades del negocio y sus clientes.

De hecho, la forma en que los usuarios internos requerían de ellas y participaban en su concepción, son muy diferentes a la forma como se ejecutan hoy en día. El cliente interno actual, es muy diferente al de hace 10 años. Está cada vez más conectado y atento a las exigencias del mercado, persiguiendo una sola premisa: agilidad y productividad en una misma solución.

Es cierto que mucho dinero se ha invertido en la adquisición y desarrollo de aplicaciones, sin embargo, es importante analizar si la tecnología existente se encuentra aún ofreciendo el valor inicial esperado; pues, aunque aún muchas de ellas se encuentren en funcionamiento, no permiten que su evolución y mantenimiento se realicen a la velocidad requerida, para la orientación y objetivos de la empresa. De hecho, se estima, según estudio de Gartner-2019, que más del 40% del actual presupuesto de IT, será consumido para pagar la deuda técnica de las empresas para el 2025. Recordemos que, las estrategias definidas por el negocio no dan espera.

Por otro lado, debemos considerar los costos de operación. Contar con las infraestructuras de procesamiento, bajo las propias instalaciones, algo muy común en las aplicaciones legadas, se ha convertido en un reto frente a las evaluaciones entre el capex y el opex, donde hoy en día el rey es el opex.

A raíz de todo lo anterior, es importante que los departamentos de TI consideren la posibilidad de adoptar arquitecturas modernas, decisión que deberán tomar en los próximos meses, de acuerdo con las exigencias del mercado.

Será a través de la modernización de aplicaciones que podrán alivianar los gastos de capital y ser mucho más ágiles en la prestación de sus servicios, tanto a cliente externo como interno; además, al modernizar las tecnologías, End-to-end, les podría permitir evidenciar un aumento entre el 30 y 40% en la motivación de los empleados (McKinsey & Company -2019)

En InterGrupo nos encontramos preparados para acompañar, a nuestros clientes, en el proceso de modernización de aplicaciones, pues estamos convencidos de los beneficios económicos, la experiencia y el buen retorno de inversión que ésta trae como consecuencia

Autor:
Darío Solórzano Marín
CEO